Emprendedoras

Emprendedoras

«Siempre estuve segura que quería tener mi propio negocio, no me veía trabajando para nadie y tenía muy claro que quería ser mi propia jefa.»

Me llamo Daniela Ruiz, estudié Administración de Hoteles y Restaurantes en la Universidad de las Américas en Puebla. Nací el 5 de abril de 1984 en la CDMX y cuando cumplí 9 años nos fuimos a vivir a Cuernavaca, después en la Universidad viví en Puebla y me quedé a vivir unos años más allá.

Actualmente vivo en Cuernavaca. Tengo una hija que se llama Sofia y llevo 5 años casada con mi esposo Carlos.

Siempre estuve segura que quería tener mi propio negocio, no me veía trabajando para nadie y tenía muy claro que quería ser mi propia jefa. Soy una persona muy decidida y cuando me propongo algo hago todo lo que esta en mis manos para conseguirlo.

Desde chiquita me gustaba organizar viajes familiares o de mis amigas y mi fiesta de cumpleaños siempre fue un evento que planeaba con mucha anticipación, soy excesivamente organizada y ordenada. Cuando descubrí que existía la profesión de organizar bodas no dude que eso era lo que quería hacer. Cuando entré a la Universidad no existía ninguna carrera de eventos por eso estudié Administración de hoteles y restaurantes porque era la única carrera que tenía una materia de eventos.

Terminé la Universidad y me daba mucho miedo empezar mi negocio porque no sabía ni por donde, puse una taquería que tuve por 2 años, no era nada lo que quería pero pensé que podría tenerla en lo que veía como empezar lo otro.

Un día una amiga me dijo que se quería casar en Cuernavaca y que ella se acordaba que yo quería organizar bodas y me pidió que le ayudará con su boda.
Me puse a buscar lugares, proveedores y sin saber nada me animé a ayudarle. Esa fue mi primera boda hace 10 años. En el inter que organizaba su boda me subí a un portal de bodas que existía en ese entonces y pensé en un nombre para mi empresa, mis amigas siempre me han dicho Dan entonces pensé que podría ponerle así pero cuando una amiga me hizo mi primer logo le puso una H en medio y quedó como DAHN Wedding Planner. (@dahn_wp)
 
 

Los primeros años que empecé poco a poco me llegaban clientes y hacía aproximadamente 5 bodas al año, después de 3 años de tener ese ritmo de trabajo me regresé a vivir a la CDMX y mi negocio dio un giro de 360 grados, crecí muy rápido, me empecé a meter mucho en el medio y empecé a hacer hasta 25 bodas al año.

Poco a poco me fui haciendo de un equipo de niñas que trabajan conmigo por evento y tengo dos personas que están de fijo conmigo. Todo mi negocio lo he ido haciendo yo sola, he tomado algunos cursos y me gusta confiar en lo que hago y eso me ha funcionado muy bien.

 

El 2019 fue el año más retador en mi vida, tanto en lo personal como en lo profesional. Mi esposo y yo decidimos que queríamos tener un bebé y yo tenía una producción de estrógeno muy alta por lo que nos dijeron que teníamos que hacerlo con un tratamiento IN VITRO.

Estuvimos en una clínica de fertilidad por 4 meses porque al tener tanto trabajo yo postergaba siempre todo. Estuve bajo estimulación de hormonas por muchos meses, en mayo de ese año me detectaron un tumor en el endometrio.

Sin duda ha sido de los momentos más difíciles de mi vida, el miedo de ver la muerte tan cerca, pensar en todo lo que tenía ganas de hacer y que quizás ya no haría, dejar a mi familia y por supuesto pensaba en las miles de bodas que tenía ese año.

En junio del 2019 me hicieron una histerectomía radical y en julio empezaría un tratamiento muy agresivo de radiaciones, quimioterapia y braquiterapia.

Por supuesto que en lo personal fue un GRAN reto, me confronte a mis más grandes miedos, perdí la posibilidad de ser mamá de forma biológica.
 
Fue un reto como pareja pero también fue un gran regalo porque me enseño el gran hombre con el que estoy casada, perdí la salud, perdí mi pelo, perdí muchas cosas pero también gane muchas otras.
 
En lo profesional aprendí a confiar, a delegar, entendí que las cosas pueden salir igual de bien si yo no estoy ahí (siempre he creído que nada va a salir bien si yo no lo hago), aprendí a soltar, a parar, a disfrutar.
Me di cuenta que no soy un robot de trabajo y que lo más importante que tengo en la vida soy yo.
 

Aprendí a quererme y a aceptarme viéndome en el espejo pelona, pálida y con muchos kilos menos. Me dieron 25 radiaciones, 11 quimioterapias y 3 braquiterapias.

En esos meses de tratamiento tuvimos muchas bodas, en algunas no pude estar porque no tenía fuerza, en otras pude ir un rato y me distraía de lo que estaba viviendo.

Aprendí a ver mi trabajo de otra forma y no como antes en que sólo quería tener mucho trabajo y pensaba sólo en ser la mejor y hacer todo perfecto.

Ese año mi hermana vivió una pérdida gestacional de su segunda hija y nos cuestionábamos mucho porque nos estaban pasando estás experiencias tan fuertes a las dos y como la vida que teníamos había cambiado por completo.

Abrimos una página en Instagram que se llama La Vida que yo Creía, es una página en donde mostramos la vida como es y hemos creado una red de apoyo y una comunidad súper linda, llena de apoyo y amor.

El consejo que le daría a alguien que esta empezando a emprender sería que confíen en ellas mismas al 100%, que tengan paciencia y que si se caen una vez no es el final, siempre se puede volver a empezar.

Creo que los que llegan siempre a tener éxito emprendiendo son las personas que no se rinden y que luchan por conseguir lo que quieren.

No se comparen con nadie y escuchen los consejos que les da la gente pero no dejen que nada de lo que les digan afecte su meta.  Sueñen mucho y pónganse metas a pequeño y largo plazo y es increíble poder ponerle palomita a cada cosa que vas cumpliendo. 

Y lo más importante disfruten el proceso y para mí siempre ha sido importante entender y pensar que siempre estoy haciendo lo mejor que puedo hacer. 

140_logo

Compartir:

Facebook
WhatsApp
Email

¿Qué te pareció este blog? Compartenos tu opinión, es muy importante para nosotras, ¿Haces lo que te apasiona? ¡Cuéntanos! ¿Cuales son tus proyectos, metas o sueños?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

BLOG EMPRENDEDORAS

No dejes de leer ...

#EdiciónEspecial: Ana Sofía Martínez

«Un emprendedor o una emprendedora, es una persona que transforma entornos desde donde está: como EMPRESARIO/A O COMO COLABORADOR/A.» así suele comenzar Ana Sofí sus conferencias, y para EMPRENDEDORAS ella

#EdiciónEspecial: Nicole Sánchez

Mi nombre es Nicole Sánchez Martínez, tengo 20 años de edad y vivo en la Ciudad de Querétaro, soy estudiante, en la facultad de Psicología de la UAQ, y por

MONETIZACIÓN DE TU EMPRENDIMIENTO

Primero comencemos por entender, ¿Qué es la monetización? La monetización es el conjunto de esfuerzos (estrategias y procesos) de una compañía o emprendedora por generar facturación y beneficios de los

Maternidad y emprendimiento

«Ser una madre emprendedora te proporciona una mayor flexibilidad a la hora de organizar tu tiempo y de poder disfrutar de tus hijos.»   Esta forma de ganarte la vida

Los derechos de la niñas y los niños.

Como parte de esta semana tan importante en el tema de celebrar, cuidar y visibilizar las necesidades de todos nuestras niñas y niños; Nos dimos a la tarea de investigar

Emprendedora, síguenos en nuestras redes sociales.

Scroll hacia arriba